Control de plagas de avispones
29
Jun
2020
Control de plagas por

Según han publicado diferentes medios, la llegada de avispones asiáticos a nuestro país, ha generado preocupación por su peligrosidad. Y además, porque podría tener consecuencias devastadoras para la propia especie, cuya polinización resulta clave para el ecosistema.

Estas criaturas son responsables de la muerte de hasta cincuenta personas cada año en Japón, de donde es originaria.

Su potente veneno y aguijón son lo suficientemente largos como para traspasar un traje de apicultura ¡increíble verdad! Algunas personas describen su picadura, como una combinación insoportable de metal caliente penetrando en la piel.

Controlar las plagas de avispas asesinas

Es importante mantener un control de plagas de avispas asesinas, puesto que la situación de las abejas, en gran parte del mundo se ha reducido drásticamente en los últimos años debido a la contaminación y al uso de insecticidas.

«La llegada de avispas asesinas podría tener un gran impacto en la fauna local»

Las avispas reinas, pueden crecer hasta cinco centímetros de largo, los avispones gigantes asiáticos, pueden usar mandíbulas con forma de aletas de tiburón para eliminar una colmena de abejas en cuestión de horas, decapitando a las abejas y volando con los tórax para alimentar a sus crías.

Los científicos se han embarcado en una búsqueda a gran escala de los avispones, preocupados de que los invasores puedan diezmar las poblaciones de abejas y establecerse perdiéndose toda esperanza de erradicar a los avispones asesinos.

Características de los avispones asesinos

Esta especie invasora es peligrosa para las avispas autóctonas, además de la amenaza que supone para nuestras abejas locales.

De hecho, son más grandes que la mayoría de las avispas, tienen grandes cabezas naranjas con enormes ojos y un abdomen rayado negro y amarillo. Hay que destacar que construyen dos nidos: el nido donde la reina pone los huevos y un segundo donde se establece la colmena.

Además, suelen construir sus colmenas en las copas de arboles de gran altura, dificultando su erradicación. Aunque, no es muy común, si se ha llegado a dar casos de nidos en edificios de zonas semiurbanas

Esta especie, conviene tomársela muy en serio ya que puede acabar con la abeja, insecto polinizador por excelencia y gran parte de la alimentación humana y de animales que dependen directa o indirectamente de este insecto.

Si cree haber visto un nido de avispas, y cree necesario eliminarlo, no dude en llamar a un profesional en el control de plagas de insectos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *